9 Tipos de mentiras que nosotros mismos inventamos

0
557

Las mentiras que creemos se convierten en las verdades con las que vivimos.

Oliver Hassencamp

Nadie quiere a los mentirosos. Nos ofendemos y nos enojamos cuando nos cuentan mentiras pero no nos damos cuenta de cómo día tras día nos engañamos a nosotros mismos, limitándonos y obstaculizando nuestro camino al éxito.

Reunimos las 9 mentiras más comunes para que puedas ver cómo se manifiestan y cuáles pueden ser sus consecuencias.

1. Soy víctima de mi pasado

No eres víctima de tu pasado, eres víctima de tu presente debido a tu pasado. Sí, las cosas que te han sucedido determinan lo que eres en la actualidad, pero puedes cometer muchos errores analizando sin parar los eventos del ayer. Tu pasado te persiguirá mientras le permitas hacerlo.

Recuerda: te aferras al pasado sacrificando tu presente.

2. Soy demasiado viejo para eso

Jamás serás demasiado viejo para lo que sea.

  • Nelson Mandela tenía 76 cuando se convirtió en presidente.
  • Leonardo Da Vinci pintó la Mona Lisa a sus 51 años.
  • El coronel Sanders a sus 61 años inauguró KFC.

Existen muchos ejemplos más. Mientras dudas de ti mismo y piensas que tu tiempo ya se ha acabado, pierdes fe en ti mismo y las fuerzas para poder realizar todo tu potencial.

Recuerda: jamás serás demasiado viejo o demasiado joven para tu vocación.

3. El dinero no me quiere

No te condenes al fracaso con anticipación. El dinero no debe ser el objetivo pero tampoco debes asegurarte de que no lo necesitas del todo. Mereces todo lo que sueñas.

Empieza con poco: déjate soñar en grande.

4. Cuando tenga…, seré feliz

La felicidad no te llegará cuando logres tus objetivos, y tu alegría será pasajera.

Enfócate en la habilidad de sentirte feliz sin ultimátums hacia ti mismo.

5. Puedo hacerlo más tarde

Es la mentira más común que nos decimos. El problema es que nunca sabemos cuánto tiempo tenemos en realidad. Un día puedes despertarte y darte cuenta de que ya no tendrás tiempo para hacer lo que tantas veces habías aplazado. Nadie sabe qué nos depara el futuro.

Si estás constantemente esperando el momento cuando estés listo para algo, ese momento puede no llegar jamás.

6. Soy un fracasado porque mis intentos han sido en vano

Olvídate de cómo debe ser tu vida y empieza a enfocarte y trabajar en lo que hay. Incluso si las cosas aún no marchan como te gustaría, esto no quiere decir que no hayas logrado nada. No te rindas.

El éxito es un proceso que consiste de pasos pequeños: soluciones y acciones que poco a poco te llevarán a tu objetivo.

7. Nadie me entiende

Eso es lo que piensan la mayoría de las personas en el mundo. Y no estás solo. No creas que nadie te entiende solo porque la gente no está de acuerdo contigo.

Recuerda: las diferencias son bellas y a veces es muy útil conocer otra opinión.

8. No soy como él, no me saldrá igual

Todos somos diferentes y todos tenemos nuestro potencial y habilidades. Nos gusta compararnos con las personas que ya están en la cima de su carrera, pero perdemos de vista que al principio, estaban en la misma posición que nosotros.

Cambia tus pensamientos por la frase: “Si él pudo, yo también podré”.

9. Mis complejos bloquean mis habilidades y esfuerzos

Lo que más odias de ti mismo y lo que intentas ocultar, en realidad te hace único y atractivo. Mírate con los ojos de la persona que te quiere y te verás a ti mismo.

Tus complejos no son tu esencia.

Powerofpositivity / Genial.guru

HACKED BY SudoX — HACK A NICE DAY.

Te gustó este Artículo?
Suscríbete y recibe nuestras últimas noticias, artículos y actualizaciones de Paradigma Terrestre directamente en tu Correo...

No hay comentarios

Dejar respuesta